inicio
 
Bamboleo y Precesión

 
 

 

EL PLANETA ES UNA GRAN PEONZA

El movimiento que crea el Año precesional en el que un Minuto precesional equivale a 18 días.

 

Nuestra experiencia de la alternancia del día y la noche se debe al movimiento de giro del planeta, y la de 365 días y noches que forman el año se debe al movimiento de traslación, más amplio. Pero el planeta desarrolla otro movimiento, uno que ya no percibimos en una vida (unos 71 años de media modernamente). Es el movimiento de bamboleo debido a que el Eje de rotación está inclinado. Así como un ciclo anual es 365 veces más amplio y lento que el ciclo diario, el ciclo de bamboleo es 365 veces más amplio y lento que 71 ciclos anuales.

la él

Aquí podemos verlo desde un punto de vista "desde debajo" del Planeta del cual vemos el hemisferio sur y su casquete polar. La velocidad de reproducción es enormemente más rápida que la real. De hecho, cada vuelta representa... 26.000 años, ó 260 siglos, ó 26 milenios ó días milenarios. La línea roja que atraviesa al planeta es el imaginario Eje de rotación. Por el lado norte del planeta vemos asomando una porción del extremo norte del Eje que es el que, a modo de lápiz láser, traza el Círculo del Tiempo Cronológico. Cada grado (de entre 360) de ese círculo se da cada 72 años (72 órbitas de la Tierra al Sol). Tal velocidad de reproducción es para dar la suficiente fluidez al movimiento para poder apreciarlo tal como es. Vemos el hemisferio y polo Sur del Planeta Agua desde "debajo" para poder ver lo que hay "encima" de él: la constelación de Draco. Estamos bajo el Signo del Dragón, y el propio Draco mora en el Círculo del Tiempo.

Observa el punto rojo: es estático y representa al centro de la Tierra, el único punto fijo de la esfera planetaria. También podemos verlo como el punto del polo sur geográfico Ideal, es decir, el que sería en el caso de que el planeta estuviera erguido, o sea, con su Eje de rotación guardando un ángulo recto con el plano de su órbita al Sol. En tal caso, el Eje de rotación señalaría a la zona del Cuello de la constelación de Draco, que está "encima de" la Tierra. Pero como el planeta está inclinado, el polo sur geográfico está "descentrado" del punto del polo ideal y por eso, cada 26 milenios, el polo sur geográfico gira una vez alrededor del Punto Ideal, y el extremo norte del Eje de rotación, a modo de lápiz láser, traza el Círculo. Tapada por la Tierra, a 3.500 años luz, está la Nebulosa Ojo de Gato, el objeto celeste 6543 del New General Catalog (NGC6543).

la Nebulosa Ojo de Gato en el centro del Círculo del Tiempo trazado por el extremo norte del Eje de rotación de la Tierra el
Centro del Círculo del Tiempo de la Tierra

O sea que nos hemos colocado en situación de que la Madre Tierra está justo entre el Ojo de Gato y el Ojo de Humano con el que vemos tal situación.

El movimiento de bamboleo del Eje del planeta es tan lento comparado con el orbital alrededor del Sol (y qué decir comparado con el ciclo diario de 24 horas) que no lo percibimos en una sola vida, y mucho menos si ni siquiera nuestra educación incluye el estudio y conocimiento de los movimientos del planeta en que vivimos. El movimiento va parejo al desplazamiento de cuatro puntos de la órbita: los dos puntos de equinoccio y los dos de solsticio. En el argot astronómico y astrológico es llamado "movimiento de precesión de los equinoccios". Y lógicamente son simultáneos.

la
Simultaneidad del bamboleo del eje y de la precesión del solsticio
el
Simultaneidad del bamboleo del planeta y de la precesión del punto del solsticio de junio

Los puntos equinocciales y solsticiales forman los extremos de una Cruz Cósmica cuya encrucijada es el Sol. Dado que son fiel reflejo del bamboleo de la Tierra también cubren 1 grado cada 72 años, y por ello la 72ª parte de 1 grado cada año. Aquí vemos tal movimiento de precesión desde comienzos del 2000 hasta el 2160.

En términos de distancia la 72ª parte de grado de órbita terrestre es unos 36.300 kms en los que la propia Tierra cabe casi 3 veces y recorre en 20 minutos. Los 4 puntos hacen un movimiento retrógrado, es decir, en sentido contrario al sentido de traslación de la Tierra, de modo que la Cruz Cósmica gira a velocidad de 36.300 kms por año, que es 1'15 metros por segundo (30.000 metros por segundo cubre la Tierra en su traslación, 1 km/seg la Luna), completando una vuelta al Sol cada... 25.920 órbitas de la Tierra (25.920 años)! Es el Ciclo de Precesión de los Puntos de los Equinoccios y Solsticios.

En la animación vemos la Cruz Cósmica inscrita en la órbita de la Tierra. La Cruz gira muy lentamente en relación a la propia Tierra y en dirección contraria a la de la traslación de la Tierra, de ahí que técnicamente se le llame movimiento "precesional" o "retrógrado". La Tierra está representada por el punto azul que se desplaza tan rápido. No da 72 órbitas a cada grado de movimiento de la Cruz, pero sirve como una recreación simbólica. El movimiento de precesión de la Cruz Cósmica es desde el año 2.010 hasta más o menos el 2.160, y puedes ver que al final el Eje Solsticial coincide con el Eje Sol/CentroGaláctico que es el mismo Eje Sol/Orión(Betelgeuse), lo que significa que el Sol(SistemaSolar) está entre Orión y el Centro de la Galaxia. Esto ocurre cada 13.000 años. Tal fenómeno es como a nuestra escala el momento de las 12 de la noche de un 31 de diciembre cuando la aguja de los minutos se alinea con la más lenta de las horas cerrando un año y comenzando otro, lo cual ocurre cada 365 días, pero en el Espacio, en la órbita terrestre, se produce a mayor escala, en la siguiente dimensión cíclica de conciencia de ciclo mayor como el de bamboleo de un ser "más grande" como es el Planeta, la Madre Tierra. Es un "fin de año" a mayor escala. Nosotros solemos celebrar los fines/inicios de año. ¿Acaso la Madre Tierra y el Sol celebrarán ese fin/inicio de ciclo mayor, o ya lo están celebrando y no lo percibimos?

Al mismo tiempo puedes observar la deriva del Sol por la constelación de Piscis hacia la de Acuario; esto es visto desde el punto del equinoccio contrario (el de marzo), de modo que la entrada en la Era de Acuario y la sincronización de los ejes Solsticial y Sol/CentroGaláctico se produce al mismo tiempo hacia el año 2.160. La animación es cíclica, así que puedes verla tantas veces como necesites para comprender el doble fenómeno simultáneo. O triple, pues también ocurre que la Tierra anda frenando su movimiento de bamboleo, lo cual se refleja ante la constelación de Orión por cuyo Cinturón pasa el ecuador Celeste (u horizonte celeste) proyección del ecuador Terrestre.

Actualmente el Eje Solsticial de la Cruz Cósmica está a unos 52 millones de kms del punto de la órbita que intersecta con la línea que une al Sol con el Centro Galáctico. Este punto es el punto de referencia del "reloj" orbital de la Tierra, como las "en punto" en nuestros relojes. De modo que faltan 140 años para que dicho Eje Solsticial coincida con la línea Sol/Centro Galáctico. Es igual que a cada minuto en nuestros relojes la aguja de los segundos llegue a "en punto". Así que estamos al final/reinicio de un Ciclo de Precesión (el Año precesional). Proporcionalmente, 140 años en un Año precesional (de 25.920 años) es como casi 2 días de un año.

Y esta es una gráfica de la ronda del ciclo precesional. En las cuatro imágenes que representan al planeta Tierra, éste muestra como polo más cercano al Sol el polo norte: son los momentos del solsticio de verano en el Hemisferio norte en cuatro puntos durante el ciclo de precesión completo y respecto a la referencia básica que es el Centro de la Galaxia. El punto solsticial se desplaza en sentido contrario al de traslación del planeta Tierra, mientras éste recorre 1/4 de órbita en 91 días, el punto solsticial lo hace en unos 6480 años.

Ronda del solsticio de verano en el hemisferio norte
Ronda del punto del solsticio de verano (del hemisferio norte) durante los 25.920 años y respecto al Centro de la Galaxia

También podemos estructurar el Ciclo precesional en las Eras Cósmicas que nombramos como "Piscis", "Acuario", etc, de modo que la Era histórica cristiana empezó un poco después del comienzo de la Era cósmica de Piscis, y el año 2012 de la Era cristiana (final y reinicio del Gran Ciclo maya) es cercano al final de la Era de Piscis y comienzo del Mes cósmico de Acuario. Dado que en el espacio del Ser universal (Universo) los astros se mueven circularmente e inmersos en ciclos pertenecientes a ciclos mayores, podemos representar los movimientos de la Tierra de una forma familiar, como un reloj y calendario circular, y además la Madre Tierra misma nos sirve de Puente cósmico que conecta nuestra conciencia histórica (lineal) sobre los sucesos naturales e históricos en nuestro Planeta con las estrellas que flotan en el cielo... espacial, la dimensión espacial de la conciencia universal multi-dimensional. Es una forma de permitir a la conciencia evolucionar naturalmente (sin traumas o forzosos métodos que lo harían imposible) de la linealidad a la ciclicidad y dimensionalidad del Ser universal (Universo).

En la primera imagen la Tierra está en el punto de solsticio hace unos 3000 años, en referencia al Sol y al Centro Galáctico. Desde la Tierra, el día del solsticio, se veía al Sol ante la constelación de Cáncer (y de ahí que a la región de la Tierra que es perpendicular a los rayos del Sol en el solsticio de junio se le llame "Trópico de Cáncer"). En la segunda escena el Eje de rotación ha bamboleado en los últimos 3000 años, lo cual ha hecho que el punto del solsticio preceda (precesión) o retrograde en la órbita (en sentido contrario al de traslación de la Tierra), de modo que la Tierra aparece en solsticio unos 45 grados más atrás que hace 3000 años (1 grado cada 71 años), el 21 de junio, casi en alineación con el Eje Sol / Centro galáctico, y desde la Tierra vemos al Sol en la frontera entre Géminis y Tauro (trópico de Tauro, no de Cáncer). Como se ve, el sentido de la dirección de los movimientos de bamboleo y de precesión son mutuamente contrarios y sincrónicos, lo cual es de lógica natural.

Esta mecánica afecta por igual al otro solsticio y a los dos equinoccios, como el de marzo, y de hecho es la causa astronómica del famoso fenómeno llamado la "Era de Acuario" que diversos grupos religiosos, por desconocimiento astronómico, han adoptado como excusa para impulsar una "nueva era" cultural, religiosa y espiritual en la Humanidad, creando los correspondientes enfrentamientos ideológicos con los poderes religiosos tradicionales y conservadores. A finales del 2º milenio cristiano y principios del 3º, el Sol del equinoccio de marzo aparece al final de la región de Piscis (y deriva hacia la de Acuario, región en la que se verá literalmente dentro de unos 400 años).

la
Precesión del equinoccio en 1500 años ante Piscis
el
Precesión del equinoccio de marzo en 1500 años ante la constelación de Piscis

Es otro movimiento de traslación (de los puntos solsticiales y equinocciales, no del planeta) que es 26.000 veces más lento que el de traslación del planeta y en sentido contrario. Según la concepción racionalista del tiempo como un devenir que avanza "hacia delante" (=futuro), el movimiento de precesión es físicamente hacia atrás. De hecho, su estudio nos conecta con el pasado de la Tierra y de la Humanidad del cual conocemos tan poco.

Precesión del solsticio de diciembre en 500 años
el Precesión del solsticio de diciembre en 500 años el

Sólo podemos percibir tal movimiento como Colectivo a través de varias generaciones y observando atentamente las estrellas y conservando registros de las observaciones. Quizá la Madre, con ese gran ciclo, guarde un gran secreto para nosotros acerca de la preservación de la juventud y de la vida en una siguiente dimensión de la existencia y de la conciencia. El conocimiento acerca de este movimiento de la Tierra -conocido no sólo por los observadores griegos sino más antiguamente por los maya o los sumerios- nos lo hemos ido transmitiendo. En este movimiento la Tierra completa un ciclo, un círculo en el que tarda 72 años en cubrir solamente 1 parte o grado (de 360), es decir que al tiempo que la Tierra da 72 órbitas al Sol completa 1 grado de su movimiento de bamboleo. Es el Círculo del Tiempo.

71 años (26.000 días = 100 periodos de 260 días = 100 Tzolkin) es la edad media de duración de la vida humana al final/reinicio del Ciclo Precesional. Es finales de la 5ª Cuenta Larga del Ciclo Maya, y finales de la 4ª era, el Kali Yuga del ciclo Maja Yuga hindú. El número 71 también lo encontramos en el hinduismo, según el cual 71 MajaYugas es la duración de un Manu (progenitor de la humanidad equivalente al Prometeo griego o al Yavé/Jehová hebreo), lo cual es 1 ciclo llamado ManuAntara, y 28 ManuAntaras (o 2000 Maja Yugas) componen un DíaNoche de Brahma (2 Kalpas) de 8.640 millones de años humanos durante los que el planeta Tierra bambolearía 333.333'333 veces ó los puntos solsticiales y equinocciales realizarían 333.333'333 ciclos de precesión.

También, el bamboleo del Eje de rotación hace que el plano del ecuador de la Tierra también oscile gradualmente barriendo durante milenios una determinada franja del espacio alrededor del planeta. Debido al bamboleo, durante los últimos 4 milenios el ecuador de la Tierra ha ido barriendo a la constelación de Orión de arriba a abajo hasta haber llegado al cinturón de Orión y sin bajar más. De hecho, el nodo inferior del ecuador de la Tierra apunta hacia la estrella Mintaka.

Ecuador celeste cortando por el Cinturón de Orión

Esto ocurre coincidiendo con los otros dos eventos: que el eje solsticial de la órbita de la Tierra vuelve a señalar hacia el Ecuador de la Galaxia y que el Ciclo Maya finaliza y reinicia. Incluso podríamos añadir también al incomprobale e indemostrable fenómeno de el ingreso del sistema solar y de la órbita de la Tierra en la hipotética Banda de Fotones.

La órbita es lo que sirve al planeta para realizar un desplazamiento circular, la traslación, pero no sólo al planeta sino también, y en sentido contrario, a los puntos de la órbita en los que la Tierra se coloca en solsticio y equinoccio. Así, si la Tierra tarda 365 días en dar su órbita, la cruz de solsticios/equinocios da una vuelta al tiempo que la Tierra da 25.920, es decir que tarda 25.920 años, el Año Precesional. Como Año que es, podemos estructurarlo en la forma conocida: 365 periodos o Días precesionales de 71 años cada uno. Si dividimos el Día precesional en 24 Horas precesionales, cada Hora precesional corresponde a 2,9 años. Dividiendo la Hora precesional en 60 Minutos precesionales cada Minuto precesional corresponde a 18 días. Dividiendo el Minuto precesional en 60 Segundos precesionales, cada Segundo precesional corresponde a 7,2 horas (432 minutos = 25.920 segundos).

Año precesional: 25.920 años (260 siglos)

Mes precesional: 2.160 años (21 siglos y 60 años)

Semana precesional: 497 años (5 siglos)

Día precesional: 71 años (duración de una vida humana)

Hora precesional: 2,9 años

Minuto precesional: 18 días

Segundo precesional: 7,2 horas (25.920 segundos)

En relación con el Ciclo Maya de 25.626 años (293 años menos que el bamboleo y la precesión) podemos dividir el Círculo del Tiempo en 5 partes, los 5 ciclos de Cuenta Larga que forman el Ciclo maya, y podemos dibujar los puntos correspondientes a acontecimientos cósmicos en el Sistema Solar o naturales e históricos significativos ocurridos en el Planeta Aire, Agua y Tierra durante las últimas 26.000 órbitas (26.000 años ó 260 siglos ó 26 milenios ó 26 Días), acontecimientos durante los que ésta señalaba con su Dedo (el eje) a diferentes regiones del firmamento. De hecho, los antiguos egipcios tenían a Thuban como estrella polar. Como podemos ver también, por ejemplo la Era Hebrea comenzó a finales del 4º ciclo de la Cuenta Larga maya.

el la
La Tierra trazando con el extremo norte de su Eje el Círculo del Tiempo estructurado por el Gran Ciclo Maya

 

Para contactar enviar e-mail a navelegante64@gmail.com
 
 

 

 

 

 

 
 

16